Negocios

Las ventas del primer trimestre de Tesla decepcionan y los inversores siguen castigando con dureza a la compañía

Si el primer trimestre del 2024 fue para olvidar en Tesla, el segundo no ha arrancado mucho mejor. La empresa de autos eléctricos acaba de anunciar que entregó 386.810 vehículos en los primeros tres meses del año, un 8,5 % menos que en el mismo periodo de 2023. Se trata de la primera caída interanual en las ventas de Tesla desde los primeros días de la pandemia, hace cuatro años.

En promedio, los analistas encuestados por Bloomberg estimaban que las entregas serían de 453.964 vehículos en el primer trimestre. Para los expertos, la clave era que la empresa entregara más coches que los 422.875 gestionados en los tres primeros meses de 2023 y evitar una primera caída interanual desde el segundo trimestre de 2020, algo que no se ha conseguido.

Tras la publicación de los datos, las acciones de Tesla caen entorno al 5% en Wall Street. Esto alarga la mala racha de la empresa en bolsa ya que en el primer trimestre de 2024 los títulos de la compañía ya habían caído un 29%, su mayor pérdida desde finales de 2022.

“Creemos que las preocupaciones sobre el volumen y las ganancias podrían afectar aún más la confianza de los inversionistas y ejercer una presión significativa sobre las acciones”, escribió en un informe del 28 de marzo Emmanuel Rosner de Deutsche Bank, quien redujo el mes pasado sus estimaciones de entrega dos veces en poco más de dos semanas.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba